El origen de los Tengu

Explicación sobre el origen místico de los Tengu en la mitología japonesa:

En tiempos inmemoriales, cuando las montañas y los bosques de Japón eran considerados sagrados, surgieron los Tengu, seres místicos cuyo origen se entrelaza con la naturaleza divina y lo sobrenatural. Según la antigua mitología japonesa, se creía que los Tengu eran inicialmente seres humanos con habilidades extraordinarias que, tras dedicar sus vidas a la práctica de artes místicas en la soledad de las montañas, se transformaban en estas criaturas misteriosas.

Se decía que los Tengu eran espíritus guardianes de los lugares más remotos y elevados, vinculados al equilibrio entre el mundo físico y el espiritual. La transición de humanos a Tengu se consideró un proceso de ascensión, donde adquirirían conocimientos secretos y habilidades sobrenaturales. Esta metamorfosis los dotaba de alas, garras afiladas y, a menudo, de una nariz prominente, características que los hacían distinguibles entre los yōkai, los seres sobrenaturales japoneses.

Los Tengu, al ser descendientes de humanos, conservan recuerdos de su vida pasada, lo que les confería una sabiduría única. Aunque algunos Tengu elegían vivir en aislamiento, otros descendían de las alturas de las montañas para interactuar con los humanos, a veces con propósitos benevolentes y, en otras ocasiones, para impartir lecciones a través de travesuras y desafíos. Así, los Tengu se convirtieron en entidades enigmáticas, parte del rico tapiz místico de la mitología japonesa, simbolizando la conexión entre lo humano y lo divino en los rincones más inexplorados de la naturaleza.

Ver máscara Tengu de Voudou

Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados